Pulse para ver el Certificado de Web de Interes Sanitario

07 noviembre 2007

Carta a un amigo que ya no está.

Esta carta es de mi amiga Carmen de Cataluña, la conocí el año pasado en el encuentro EPIT de Murcia. Tanto ella como su marido Josep (que espero y deseo se reponga pronto, pues no esta pasando muy buenos momentos) son dos excelentes personas muy comprometidas con el PK.

CARTA A LLUIS, UN AMIGO QUE NOS DEJÓ

Querido amigo:

Te fuiste el 16 de agosto, silenciosamente... no sabes cuanto me hubiese gustado despedirme de ti.

Recuerdo con nostalgia los años que pasemos juntos en el mismo grupo de rehabilitación donde se hacían terapias que parecían juegos. ¿Recuerdas en la piscina?... Lo pasábamos bien ¿verdad?. Pero.... mientras nosotros intentábamos olvidarnos de la enfermedad de parkinson, ella nos miraba sonrientes diciendo... yo no me olvido nunca de vosotros ...

Mientras nosotros nos esforzábamos creyendo que al final ganaríamos la partida, la cruel enfermedad, como si de una araña se tratara tejía su tela, sin prisas, a traición... cuando quisimos darnos cuenta se había apoderado de ti, te tenia en su trampa, obligándote a dejar de ser quien eras... quitándote hasta las ganas de vivir. Cuando lo logro, ya no sonreía, reía abiertamente mientras decía. ¿ves?... Ya te decía yo que al final serias mío.

Pero ahora querido amigo, ya eres libre... te imagino cantando con aquella voz que tenias y tanto añorabas, canciones alegres que últimamente ya solo podías tararear inaudiblemente.

Me aseguran que en el lugar donde estas no existen las enfermedades Goza de tu libertad querido Lluis, ya no tendrás que preocuparte por llevar lo mejor posible esa pesada carga que nos ha sido impuesta, sin pedirlo, sin desearlo, sin haber hecho nada para merecerla.

Tampoco tendrás que esforzarte mostrando la mejor de tus sonrisas a las personas que te rodean... cuando en realidad lo que arias seria preguntar gritando... ¿por qué a mí?.

A mí, me dicen que no pierda la esperanza, es cierto, la esperanza nunca se pierde, pero... amigo Lluis... ¿qué esperanza puedo tener si desde hace 30 años vengo oyendo a los más prestigiosos neurólogos decir que en cinco años se encontraran soluciones?

Mi esperanza esta puesta en trabajar, empleando las pocas que me quedan, para ayudar a que futuras generaciones puedan conseguir lo que por ahora no va a ser posible: LA CURACIÓN.


Carme Ovejero
Enferma de parkinson
Diagnosticada en 1.977

2 Comentarios:

  1. Una preciosa carta . Tan sentida como Carmen . Los jóvenes que ahora comenzamos a cruzar éste amargo camino te damos las gracias por tus ganas de luchar toda una vida . Estate segura que no ha sido en vano .
    Gracias Carme . Un beso .

    Mamen

    ResponderEliminar

Si no tienes una cuenta Google, puedes escribir tu apodo o tu nombre, utilizando la opción NOMBRE/URL (no es preciso que añadas una URL si no tienes una página web :P).
Muchas gracias por tu comentario y por tu interés.

 
Ir arriba