Pulse para ver el Certificado de Web de Interes Sanitario

04 mayo 2018

Videos de ejercicios de deglución y comunicación para personas con Parkinson


En línea con los videos de ejercicios de movilidad y los ejercicios de higiene postural, cerramos esta serie con unos videos de ejercicios para mejorar la deglución y la comunicación. Se trata de ejercicios de logopedia (o fonoaudiología, en América), que buscan mejorar la respiración, la salivación, la postura, la voz baja y monótona, la escritura.
Como en las recientes entradas, los actuales videos fueron realizados por la Federación Española de Parkinson (FEP), bajo la supervisión de un logopeda especialista en Parkinson. Son ejercicios sencillos, que no requieren aparatos de difícil acceso, claramente explicados y que pueden realizarse en casa. Y, desde luego, orientados a personas con Parkinson.
Comprender cómo respiramos y cómo podemos respirar mejor son asuntos básicos tanto para mejorar los problemas de deglución como de habla. La respiración es un acto automático, que realizamos sin consciencia de él, pero para las personas afectadas de Parkinson resulta de enorme utilidad hacer consciente nuestra respiración. Nada mejor que unos ejercicios y unas claras explicaciones para comenzar. También nos podrán ser de ayuda para manejar la salivación y, cómo no, para comunicarnos más eficazmente.
Esperamos que os resulten de utilidad, en especial, a aquellas personas que no disponen de terapia logopédica, y que comencéis a ejercitaros en vuestros hogares o colaborando con familiares y cercanos que sufren de Parkinson. Respiremos hondo y a practicar, que, lo prometemos, será de ayuda.

26 abril 2018

Videos de ejercicios de higiene postural para personas con Parkinson


Tal como lo hicimos recientemente con los ejercicios de movilidad para personas con Parkinson, queremos compartir, complementariamente, una serie de videos sobre higiene postural para personas con Parkinson. ¿Qué es la higiene postural? En breve, se trata de un conjunto de técnicas orientadas a una correcta posición del cuerpo, tanto en quietud como en movimiento, que procura evitar lesiones y reducir dolores, en las actividades cotidianas y laborales.
Para quienes sufrimos de Parkinson, un trastorno del movimiento, es de enorme importancia conocer las recomendaciones que la fisioterapia tiene para hacernos sobre acciones tan comunes como estar tumbado, sentado, levantarse de la silla, la cama, el suelo. Son acciones muy comunes que, para nosotrxs, a menudo conllevan dolor, malestar, riesgos de caídas: han dejado de ser muy comunes. Unas recomendaciones que puedan ayudarnos con estas dificultades son siempre bienvenidas.
Los videos fueron realizados por la Federación Española de Parkinson (FEP), son breves y bien claros, no requieren de equipamiento especial y, por supuesto, están específicamente orientados a las dificultades que más usualmente afrontamos las personas con Parkinson. Para quienes no pueden acceder a fisioterapia, servirán como orientación simple y profesional para cuidar la posición del cuerpo, y también podrán ser de ayuda para familiares, cuidadores y, es posible, profesionales sanitarios sin entrenamiento en el tema.
A darle al Play y a la práctica de la higiene postural, cada día hasta que seamos conscientes de nuestros movimientos y podamos incorporar estas recomendaciones.

19 abril 2018

Videos de ejercicios de movilidad para personas con Parkinson


Sabemos que los ejercicios físicos son de mucha ayuda para las personas con Parkinson, y sabemos que muchas de ellas no tienen la posibilidad de acceder a fisioterapia o a asociaciones de enfermxs que brindan esta terapia. Muchxs compañerxs de ruta, de nuestra geografía y en otros continentes, nos han hecho consultas sobre cómo subsanar este problema. Por supuesto, sería muy bueno disponer de terapias complementarias en la sanidad pública, en las asociaciones o poder abonarlas, pero la realidad dista muchísimo de lo que debería ser.

Aprovechemos, entonces, internet. En este espacio hemos publicado diversos artículos y manuales sobre ejercicio físico y personas con Parkinson, pero en esta ocasión queremos compartir unos breves videos realizados por la Federación Española de Parkinson (FEP). Esta serie de 6 videos, de un par de minutos cada uno, sobre ejercicios de movilidad para personas con Parkinson, es una muy buena orientación para realizar ejercicios en casa, cada cual, de acuerdo con sus posibilidades. También podrá orientar a lxs cuidadores y familiares, quienes tanto colaboran en nuestra vida cotidiana.
Se trata de ejercicios sencillos, que no requieren de accesorios especiales y tiene indicaciones claras. Claro que hay muchos videos sobre este tema pero seleccionamos los de la FEP por las características que mencionamos, y pensando en personas que no disponen de fisioterapia o practican poco ejercicio físico.
En el ordenador, el portatil, el dispositivo que tengáis, una silla y ¡adelante!

20 marzo 2018

Operan el Parkinson con un robot


El uso de descargas eléctricas en el cerebro mediante electrodos para mejorar el Parkinson no es nuevo. Realizar esta cirugía a través de un robot, sí. Por primera vez en España, un equipo de cirujanos del centro médico Teknon de Barcelona ha operado el cerebro de una paciente de 67 años afectada por la enfermedad utilizando tecnología robótica. Durante la intervención, realizada el martes, se implantó a la mujer, vecina de Barcelona, unos electrodos que le permitirán controlar sus movimientos, a la vez que reducir su medicación.

Cirujanos del centro médico Teknon implantan con tecnología robótica unos electrodos en el cerebro una afectada por la enfermedad que le permitirán controlar sus movimientos y reducir la medicación

El mal de Parkinson es un tipo de trastorno del movimiento que se produce cuando las células nerviosas (neuronas) no producen suficiente cantidad de una sustancia química importante en el cerebro conocida como dopamina. La enfermedad causa la pérdida del automatismo de los movimientos, algo que, por un lado, ralentiza y hasta puede desembocar en parálisis eventuales, pero también impide controlarlos y crea temblores.

La neuróloga Anna Pujol, del equipo del neurocirujano Bartolomé Oliver, que ha coordinado la intervención, destaca las ventajas de utilizar un robot en esta cirugía. "Ofrece dos ventajas importantes: por un lado, su elevada precisión, y, por otro, consecuencia de la primera, que hay muchas más posibilidades de acertar a la primera y colocar bien los electrodos", explica Pujol en declaraciones a ABC. Recuerda, en este sentido, que con la cirugía manual se despierta al paciente de la anestesia para comprobar la correcta implantación de las terminales desde donde se producirán las descargas eléctricas y con el robot, si se precisa, "no es necesario". Con el uso del robot también se acorta el tiempo de quirófano. "Se recorta hasta una hora", dice la neuróloga.

El procedimiento para intervenir es prácticamente el mismo que con la cirugía manual. Tras visualizar el cerebro de la paciente a través de un TAC (Tomografía Axial Computerizada), que se completa con una resonancia magnética para obtener una imagen única, el robot localiza las coordenadas exactas donde se deben colocar los electrodos, uno a cada lado del cerebro, con un margen de error inferior a 0,3 milímetros, una mejora respecto al milímetro de error que se produce en una operación manual.

Una vez intervenida, la paciente queda ingresada unos días y durante un período de un mes, los médicos le realizan controles puntuales para ir adaptando la intensidad de las descargas de los electrodos, que van conectados a una batería implantada bajo la clavícula.

"Gracias a los electrodos implantados, los pacientes pueden recuperar progresivamente los movimientos automáticos, como caminar, y también controlar los temblores, el principal síntoma de la enfermedad", apunta Pujol, quien espera que «en un futuro toda la cirugía del cráneo se realice con robot». La experta recuerda, no obstante, que con la intervención no se cura la enfermedad pero sí se mejora el día a día de estos pacientes.

"Con este tipo de intervención, ya sea manual o con robot, no se cura la enfermedad pero se mejoran los cuatro síntomas principales de la enfermedad: la lentitud, la rigidez, la falta de reflejos posturales y los temblores", afirma la neuróloga de la Teknon.

La actividad de los electrodos también permitirá disminuir la medicación, ya que, con el tiempo, deja de hacer efecto, y evitar las fluctuaciones en el estado de los pacientes, que a veces pasan rápidamente de una situación de normalidad a la incapacidad de hacer movimientos sencillos.

Respecto a los candidatos a esta intervención, Pujol recuerda que son los mismos que para la cirugía manual, "personas a las que la duración del efecto de la medicación se ha recortado y que cuando están en 'on' tienen un exceso de movimientos involutarios".

Los electrodos implantados en esta intervención son recargables de forma similar a un teléfono móvil, lo que permite alargar su vida útil hasta unos 10 o 15 años, frente a los 3 o 5 años que permitían los más antiguos, informa Efe.

Este robot, que tiene un coste de unos 500.000 euros, sólo está en uso actualmente en el centro médico Teknon y en el Hospital Sant Joan de Déu, también en Barcelona, y se utiliza en intervenciones cerebrales relacionadas con la epilepsia o el Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC), entre otras dolencias.

Fuente: ABC Cataluña

08 marzo 2018

#8M Sin nosotras se para el mundo


En este Día internacional de la mujer trabajadora, mujeres de todo el mundo estamos en huelga. Las mujeres con discapacidad también estamos en huelga y movilizadas por nuestros derechos, vulnerados por mujeres, vulnerados por mujeres con discapacidades.

Cada año conmemoramos el 8 de marzo, mientras recordamos que en esta sociedad patriarcal se vulneran nuestros derechos laborales, educativos, reproductivos, nuestro derecho a decidir sobre nuestros cuerpos y nuestros modos de vida. Sufrimos violencias sociales, psicológicas, laborales, institucionales, físicas; somos maltratadas, somos abusadas, somos asesinadas. Lo sabemos y lo sufrimos, día tras día.

Las mujeres con discapacidad padecemos la violencia machista en todo su espectro, pero a menudo se invisibiliza la extensión y la gravedad del desprecio a nuestros derechos, a nosotras. Ante el abuso, el maltrato y la violencia, las mujeres con discapacidad tenemos menos interlocutores capaces siquiera de comprender nuestra situación. Las violencias familiares y de las instituciones que deberían velar por nuestro bienestar se naturalizan, y, cuando la mujer logra romper las cadenas de las amenazas veladas o explícitas, raramente encuentra contención, apoyo y el consecuente resguardo a los que tiene derecho.

Nunca es sencillo para las mujeres denunciar la injusticia, el abuso, el maltrato. Pensemos en las mujeres que, por su discapacidad, están al cuidado de sus maltratadores.

Este año haremos huelga. Sin nosotras, se para el mundo, dice el lema que hoy nos une. Entre otras, la Fundación CERMI - Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad- Mujeres apoya la huelga y convoca a las entidades de personas con discapacidad a apoyar públicamente las reivindicaciones de las mujeres con discapacidad. En particular, centrarán su manifiesto en la denuncia de las trabas que encuentran las mujeres con discapacidad en el acceso a la justicia, reclamando "Por una justicia democrática real y efectiva para las mujeres con discapacidad". Desde aquí, adherimos al manifiesto, a la huelga y nos abrazamos a todas las mujeres en la lucha por el efectivo respeto de nuestros derechos, hoy y cada día.

02 febrero 2018

Efectos del ejercicio de resistencia progresiva en pacientes con enfermedad de Parkinson AR



Analizan la repercusión de un programa de ejercicios dirigido a pacientes con parkinson subtipo AR.
Los resultados del proyecto coordinado desde el Instituto de Biomedicina (IBIOMED) acaban de ser publicados.


La Universidad de León (ULE) en el Campus de Ponferrada, la Asociación de Parkinson Bierzo y el gimnasio ‘ifitness’ Ponferrada han colaborado en una investigación sobre Parkinson publicada en la prestigiosa revista European Journal of Physical and Rehabilitation Medicine.

Esta investigación ha sido dirigida por los profesores Vicente Rodríguez Pérez y Luis Santos, adscritos al Grupo de Investigación ‘Envejecimiento, Neurociencia, Salud y Desarrollo’ del Instituto de Biomedicina (IBIOMED), el neurológo del Hospital Bierzo Javier Rodríguez Gómez y coordinada por Beatriz Barragán, la fisioterapeuta de la Asociación Parkinson Bierzo.

El artículo titulado "Effects of progressive resistance exercise in akinetic-rigid Parkinson’s disease patients: a randomized controlled trial" analizó la repercusión de un Programa de Ejercicios de Resistencia Progresiva en pacientes de Parkinson con acinesia (pérdida o dificultad para comenzar un movimiento) y rigidez (resistencia al movimiento pasivo), una forma de afectación del Parkinson que se conoce como Parkinson Subtipo AR.

Un total de 18 pacientes de Parkinson subtipo AR pertenecientes a la Asociación Parkinson Bierzo, y otros 23 procedentes de la Asociación Parkinson Asturias fueron sometidos a un programa de resistencia progresiva, que se desarrolló en el gimnasio ‘ifitness’ Ponferrada. Vicente Rodríguez subraya que el programa de ejercicios "requirió, según manifestaron los pacientes, un esfuerzo ligero y el hecho de que compartieran las instalaciones durante las sesiones con los usuarios del gimnasio fue, sin duda, una de las partes más beneficiosas del proyecto ya que el ambiente de trabajo funcional fue muy positivo para los afectados".

La intervención -que también se hizo en los locales de la Asociación Parkinson Bierzo en el campo del Toralín- consistió en la realización de varios ejercicios de fuerza, en dos sesiones semanales durante ocho semanas de 2016, cuyo nivel de resistencia se fue aumentando progresivamente.

Los resultados del estudio mostraron mejoras en el equilibrio, en la marcha y en la calidad de vida de los afectados de Parkinson subtipo AR, que habían sido sometidos al Programa de Ejercicios de Resistencia Progresiva. Sin embargo, “respecto al freezing o bloqueo, la dificultad para moverse que los pacientes describen como ‘tener los pies pegados al suelo’ no se observaron mejoras”, destacan Vicente Rodríguez, miembro del Grupo de Investigación ‘Envejecimiento, Salud y Desarrollo’ que dirige el profesor Jesús Seco, y Luis Santos, profesor del Departamento de Educación Física y Deportiva de la ULE.

Fuentes: NCyT, PUBMED

08 diciembre 2017

Test económico para detección del Parkinson en etapas tempranas


Desarrollan un test rápido, preciso y económico para detectar el Parkinson en etapas tempranas. Es un avance de científicos argentinos; se trata de una prueba lingüística basada en la lectura de una historia con alta cantidad de verbos de movimiento; tiene un 84% de aciertos en la clasificación de pacientes sin deterioro cognitivo.

En el siglo XVI, Descartes creía que la mente y el cuerpo eran entidades separadas, algo que las actuales neurociencias refutan ampliamente. Dos trabajos publicados por científicos argentinos no solo vuelven a sumar evidencias que rebaten esa idea, sino que permitieron diseñar una novedosa prueba para la caracterización temprana de la enfermedad de Parkinson basada en textos narrativos y una intervención para el tratamiento de la dislexia a través de un programa de actividad física con videojuegos.

Historias reveladoras

Para llegar a estos desarrollos, el equipo encabezado por Adolfo García y Agustín Ibañez, del Instituto de Neurociencia Cognitiva y Traslacional (Incyt, de triple dependencia: Conicet-Ineco-Fundación Favaloro) partió, precisamente, de la idea de que la relación entre el lenguaje que alude al movimiento y los circuitos motores puede ser tan íntima que puede ofrecer claves respecto del nivel de deterioro cognitivo en pacientes con patologías motoras.

Empezaron por enfrentar el desafío que plantea un artificio habitual en este tipo de estudios. "Está bien establecido que cuando uno usa o comprende vocablos de movimiento, no solo utiliza circuitos del lenguaje, sino también las áreas motoras del cerebro -explica García-. Es decir, si uno escucha la palabra «saltar», de modo aislado, se activan sus áreas motoras como si en efecto saltara. Pero cuando investigamos esos temas nos encontramos con una limitación: intentamos explicar cómo funciona la cognición humana en condiciones que solo existen en el laboratorio. Por ejemplo, le presentamos al sujeto 200 palabras sueltas y le pedimos que presione un botón cada vez que ve una con determinada característica. Eso es muy útil para averiguar algunas cosas, pero es totalmente diferente de lo que ocurre en la vida real. Entonces, la gran pregunta es hasta qué punto lo que vamos descubriendo nos dice verdaderamente cómo opera la cognición en contextos más naturales."

Y completa Ibañez, "Tal vez por eso a las neurociencias les cuesta tanto replicar y predecir sus resultados, porque estudiamos una cognición anómala, que solo existe en el laboratorio".

El uso cotidiano del lenguaje implica un contexto, una concatenación de información en un marco de coherencia y cohesión textuales. Pero cuando intentan utilizar textos más "naturales", los investigadores se encuentran con que ya no pueden controlar todas las variables. "Si uno simplemente toma dos textos reales, sin manipular, y observa que los sujetos responden a ellos de modo diferente, no hay forma de explicar a qué se debe es diferencia, pueden ser millones de cosas", destaca García.

Para sortear ese obstáculo, decidieron diseñar textos (uno con alta cantidad de verbos de movimiento y otro neutro) que a ojos de los sujetos de investigación parecen absolutamente naturales, pero que en realidad están perfectamente controlados de acuerdo con más de veinte variables (entre ellas, cantidad de oraciones, factores léxicos, legibilidad, contenido emocional...)

Luego, les pidieron a dos grupos de pacientes con Parkinson (16 con deterioro cognitivo leve y su grupo control, y 24 sin deterioro cognitivo, también con su grupo control) y les pidieron que leyeran los textos y respondieran un cuestionario.

Marcadores tempranos

El resultado fue notable: "Los pacientes del primer grupo mostraban menor comprensión en diversos aspectos de ambos textos, pero solo las dificultades para comprender las acciones de los personajes fueron independientes de su nivel de disfunción cognitiva general -precisa García-. Es más, el hallazgo principal fue que en los pacientes que no presentaban deterioro cognitivo general surgieron déficits selectivos en la comprensión de las acciones descriptas en el texto motor (su comprensión de otros tipos de información textual fue similar a la de los controles). La precisión de esta prueba rondó el 84%."

Según explica el científico, esto permite pensar que el lenguaje de acción podría constituir un marcador temprano de una afectación motora, como las que caracterizan al Parkinson o la enfermedad de Huntington. De hecho, en investigaciones previas, García y Ibáñez demostraron que la comprensión de acciones surge en sujetos en riesgo de desarrollar una enfermedad motora genética, como el Huntington, antes de desarrollar síntomas visibles.

Ibañez va aún más allá: "Si esto se replica, con 15 o 30 minutos de evaluación online por Internet podría hacerse un testeo masivo con una tremenda tasa de predictibilidad. No es invasivo, es supersencillo, no tiene costo...", imagina.

Para el doctor Federico Micheli, profesor de neurología de la UBA y director del Centro de Parkinson y Trastornos del Movimiento, que no participó en la investigación, "Si esto se confirma, porque hay que reproducirlo, podría ser útil, especialmente para un grupo de pacientes. El Parkinson empieza años antes de los síntomas motores. Los síntomas no motores son constipación, trastornos del sueño REM, depresión, astenia y trastornos del olfato. Pueden presentarse 10 o más años antes de los primeros. El interés que puede tener este tipo de pruebas es que nos permitirán «pescar los síntomas» lo antes posible. Sin embargo, pienso que va a ser muy difícil detectar el Parkinson nada más que con una prueba para el deterioro cognitivo. No sabemos si es una sola enfermedad o muchas. Muchos creemos que son varias."

Moverse para leer mejor

Este trabajo acaba de publicarse en la revista Cortex y sus autores ya están poniendo en marcha otros ensayos en el país (Córdoba y Buenos Aires), en Chile, en Colombia, también en otras patologías motoras, como la ataxia.

Pero no se detuvieron allí, sino que avanzaron con otra pregunta mucho menos abordada: si existe un vínculo tan íntimo entre los sistemas motores y la comprensión de acciones, ¿es posible mejorar esta última habilidad mediante el entrenamiento corporal sistemático?

Tal el tema de un segundo trabajo, que se publicó en Scientific Reports, una revista del grupo Nature,  en el que analizaron si es posible mejorar la comprensión de ciertos textos (similares a los que se emplearon en el estudio de Parkinson) con una actividad corporal lúdica y cotidiana.

Reunieron a 20 chicos con dislexia, un trastorno del desarrollo que afecta las habilidades de lectura y también puede afectar varios niveles del lenguaje. Comprobaron que tenían dificultades en la comprensión de narraciones con alto y bajo contenido motor, y luego los invitaron a participar de un protocolo de entrenamiento de 90 minutos diarios durante nueve días, en los que jugaban con videojuegos inmersivos en la consola Nintendo Wii.

Al final de este período en el que los chicos bailaban, saltaban y se agachaban, volvieron a evaluar su comprensión textual. Los resultados mostraron que habían mejorado específicamente la de las acciones en las historias con alto contenido motor, y que este efecto no se debió a un incremento en otras capacidades cognitivas, como la memoria de trabajo. Otro grupo de chicos que realizaron un protocolo similar, pero con videojuegos que no exigían actividad corporal sostenida no mostraron ninguna mejora.

"En pocas palabras -sorprende García-: mover el cuerpo nos ayuda a comprender las acciones ajenas en textos naturalistas."

Ahora, García e Ibáñez están extendiendo esta línea de investigación en distintas enfermedades neurodegenerativas y combinando su protocolo con técnicas de estimulación cerebral no invasiva. Vislumbran posibles aplicaciones clínicas y educativas, aunque éstas, por el momento, requieren de muchos más estudios que repliquen y precisen los hallazgos actuales.

Fuentes: Diario La Nación, PubMed, Scientific Reports
 
Ir arriba